El ministro de Industria, Turismo y Comercio, Miguel Sebastián, aseguró hoy que el Gobierno intentará dar a los trabajadores de la central nuclear de Santa María de Garoña una alternativa laboral "de carácter energético" tras el cierre de la planta en 2013. "En tres meses presentaremos el plan" para la reconversión de la zona, explicó el ministro tras participar en el 'I Foro Sector del Automóvil', organizado por Unidad Editorial Conferencias y Formación. "Los trabajadores de Garoña pueden estar tranquilos porque tenemos cuatro años para hacer una buena alternativa industrial en la zona, y además a ser posible con alguna opción de carácter energético en la que ellos se puedan ubicar de forma natural", afirmó.