La CNMV ha decididos suspender la actividad de las acciones de Respol y Sacyr.

Repsol y Sacyr no podrán comenzar a cotizar con el resto de los valores del Ibex 35 tras ser supendidos de actividad antes de la apertura.

Sacyr se encuentra en busca de una solución para vender parte del 20% que tienen en Repsol, ya que mañana vence la deuda contradía por esta empresa para comprar esta participación. Entre las posibilidades que se manejan está la venta de hasta un 8% de esta participación a la china Sinopec o a una compañía de origen latinoamericano, la recompra de acciones por parte de la misma Repsol -Repsol tiene actualmente 4.600 millones en liquidez para poder recomprar estos valores y aumentar su autocartera-, o que los bancos acreedores se queden con esta participación (Lazard, Mediobanca, Rothschild, Clifford Chance, Garrigues, etcétera).

La petrolera cerraba ayer en los 22,175 euros, en tanto que la constructora acababa en los 4,027 euros.