El beneficio de Procter & Gamble se incrementó un 11% en el tercer trimestre, por debajo de las previsiones de los analistas , lastrado por las mayores primas y costes de comercialización.

El beneficio neto de la compañía alcanzó los 2.870 millones de dólares - o 96 centavos por acción, en el período que termina el 31 de marzo, desde los 2.590 millones del mismo período del año anterior. Los expertos consultados por Bloomberg anticiparon un beneficio de 0.97 dólares por  título, exluyendo los costes legales e impuestos.

Al igual que otras compañía del sector, la marca de Gillete y Olay continúan haciendo frente al incremento de los costes de la madera, resinas y otras materias primas. El consejero delegado de la firma, Bob McDonald está incrementando algunos precios en Estados Unidos y expandiendo el negocio por los países emergentes para aumentar los ingresos.