Corporación Financiera ALBA: Una de nuestras recomendadas durante los últimos dos años ha sido el holding CF Alba, que pese al gran comportamiento mostrado, pensamos que sigue teniendo potencial por encima de los 44 €, por lo menos hasta los 50 o 60 € marcados en tiempos anteriores a la crisis. Pese a ser un holding, el descuento que presenta frente a las compañías donde invierte es atractivo. Sin grandes estridencias en sus resultados, sus proyecciones son de crecimiento elevado sin llegar al doble dígito.

Cie Automotive: su apuesta por Brasil es clara y sus intenciones de triplicar beneficio nos parecen muy interesante, aunque luego puede sufrir grandes volatilidades si no se cumplen sus expectativas. Respecto al sector, nos parece muy interesante toda la parte de biocombustibles y su aplicación a la automoción, aunque en nuestra cartera modelo recomendada también hay más empresas de este sector.

A tener en cuenta: la recomendación de disminuir posiciones en Pescanova la hicimos en parte por las dudas del sistema financiero español, ya que si el socio de referencia tiene grandes dificultades de solvencia podría hacer pensar que en un momento dado puede empezar a “soltar papel”. El sector nos sigue pareciendo interesante y sus beneficios no cuentan con grandes problemas en el futuro. También seguimos de cerca de empresas que en el actual estado de la industria puedan verse favorecido, como podría ser el caso de Tubos Reunidos o Tubacex.


Principales riesgos que vemos para la Renta Variable España

1.- Efecto domino de la crisis de deuda. Pese a que parece que España no ha sufrido durante los últimos días la inestabilidad política y económica de Portugal, al final los intereses españoles y nuestra exposición a ese país nos tiene que pasar factura. Vemos como positivo que ya no se meta en el mismo grupo a España que a los países rescatados o próximamente “rescatables”. Muy atentos a las emisiones que realizará el Tesoro en los próximos meses y que parece que han sido positivas haciendo bajar nuestro diferencial por debajo de los 200 pb.

2.- Movimiento lateral de los índices bursátiles. Pese a la correción por la tragedia japonesa y los hechos bélicos del norte de África, los principales índices de los países desarrollados parecen que vuelven a apostar por la continuidad de la tendencia alcista marcada desde finales del verano pasado. La recogida de beneficios es algo que, aparte de ser “sano” económicamente, debemos verla más a menudo, pero siempre sin perder la idea clave de la tendencia de largo plazo. En España, estaremos esperando que se superen los niveles claves de los 11.000 y 11.160 para abrir definitivamente una tendencia más definitiva. Por el contrario, la influencia que tiene el sistema financiero en el indicativo español hace que contemplemos la posibilidad de ver correcciones hasta el 10.400 y 10.066 puntos respectivamente.

3.- Dificultades a la hora de obtener capital para aumentar el Core Capital de alguna entidad financiera. El “baile” de la mayoría de las cajas de ahorro no ha hecho nada más que comenzar, puesto que aunque parece que las líneas maestras se han marcado, las necesidades de liquidez pueden no darse con toda la rapidez que necesiten las entidades. Hasta que no sepamos qué necesidades tienen realmente, qué peso inmobiliario han acumulado y los inversores extranjeros hayan participado en el proceso recomendamos no entrar en ellas, pese al descuento que se espera que tengan cuando salgan a cotizar.


Aspain 11 Asesores Financieros EAFI