El grupo finlandés Nokia anunció hoy que recortará unos 7.000 empleos antes de finales de 2012.

Además, externalizará a la consultora tecnológica Accenture el desarrollo y gestión de su sistema operativo Symbian.

Nokia tiene intención de traspasar a Accenture unos 3.000 empleados que actualmente trabajan en el desarrollo de Symbian y de suprimir otros 4.000 puestos de trabajo en los próximos 18 meses, principalmente en Finlandia, Dinamarca y Reino Unido.