Aún queda mucho ladrillo que quitar, dicen los expertos. Pero le habrá extrañado si en las últimas semanas ha escuchado alguna grúa u hormigonera en funcionamiento, sí, ha escuchado bien. Pero no se equivoque.

Ha sido Sacyr Vallehermoso la compañía que tras tres años de parón ha reiniciado la construcción de varias promociones de suman en total 1.000 viviendas. De esta forma sorprendía la compañía que preside Luís Del Rivero al mercado asegurando que "ya es momento de volver a construit". Pero, ¿lo es de verdad? El no gana por goleada entre los expertos y motivos no les faltan.

Por mucho que insistan los políticos o las encuentas en asegurar que el precio de la vivienda en España ha tocado fondo, los entendidos en la materia no se lo terminan de creer. Uno de ellos es Borja Mateo, experto en mercado inmobiliario residencial en España, quien augura que al precio de los pisos le que queda al menos un 20% de caída. "Son precisamente esas encuestas y políticos los que inducen a error a la gente haciéndole creer que cualquier momento es bueno para comprarse una casa, y no es así, al menos hasta 2014”. Será entonces cuando "los bancos saquen a la venta sus pisos a su valor real pues por el momento siguen demasiado caros, a precios de burbuja", apunta este experto.

Parece difícil que sin un abaratamiento del mercado inmobiliario, tal y como está de resentido el bolsillo de los españoles, vaya a haber una recuperación de la demanda. "Los bancos tienen más de un millón de pisos en oferta y que ahora mismo se encuentra dentro del pasivo", afirma Gabriel Montalto, director de Hanseatic Brokerhouse en España, pero ¿qué pasará con ello? "Lo más probable es que la demanda no sea suficiente para tanta oferta", concreta Montalto, quien señala además que el sector no podrá vivir sólo de la inversión "made in spain". "Hace años, el sector inmobiliaro era uno de los más atractivos para ciudadanos del norte o centro de Europa, los mismos que ahora han dejado de confiar en el mercado de vivienda español y que tardarán mucho tiempo en volver a hacerlo, si lo hacen".

Aumento de la compra-venta ¿flor de un día?

No sólo ha sorprendido la valentía -para algunos suicida- de Sacyr Vallehermoso de volver a poner en marcha la grúa, el aumento de la compraventa de viviendas en un 29,6% durante el mes de agosto respecto al mismo mes del año anterior, según dio a conocer el Instituto Nacional de Estadística (INE) ha sido un punto no tanto de inflexión sino más bien de reflexión para muchos. No obstante, los expertos consultados por Estrategias de Inversión creen que se pueda tratar simplemente de un espejismo. "A pesar de que es cierto que se empiezan apreciar ligeros síntomas de recuperación en la compra-venta de inmuebles, pienso que podemos estar ante un simple espejismo provocado", explica Eduardo Vicho, jede de análisis de M&M Capital EAFI. Entre las causas, Vicho alude en primer lugar al fin de la desgravación fiscal por compra de pisos para rentas superiores a 24.000€ que entrará en vigor el 1 de enero de 2011 y que ha provocado que muchos compradores adelanten sus compras. En segundo lugar -continúa- "a las facilidades ofrecidas por algunas entidades bancarias para liberarse del excedente de inmuebles que acumulan en cartera, principalmente motivado por embargos y la quiebra de promotores". Y estos argumentos se confirmar con los datos que da el INE del mes de septiembre, cuando la compraventa de viviendas bajó de nuevo un 4,1% interanual

Desde M&M Capital EAFI recuerdan que entre 2002 y 2008 el Banco de España insistió en varias ocasiones en que el precio de la vivienda estaba sobrevalorado en torno al 30%, mientras que en los últimos dos años el precio de la vivienda ha caído “sólo” un 15%. Por este motivo, y debido al exceso de inmuebles en el mercado, "empresas como Sacyr o Realia tendrían que ser racionales a la hora de determinar el momento en que empiezen a construir que no es éste presicamente, ya sea por la situción económica en España como la delicada situación en la que se encuentran la mayoría de entidades financieras", considera Laura Proubasta, analista financiera.

Recomendaciones dentro del sector

Diversificación internacional y con mayor exposición a obra pública, especialmente en países emergentes, son las condiciones que deberían tener las compañías que elijamos como alternativa de inversión, explica Luís Lorenzo, analista de Difbroker. Empresas como OHL y Ferrovial. En concreto, ésta última presenta un buen escenario para Esther Martín, directora de análisis de Intermoney Valores, ya que se está desprendiendo de sus activos no estratégicos como la venta de la totalidad del capital de Swissport International por 654 millones de euros. Una operación que le aportará unos fondos muy positivos a Ferrovial y que podrá utilizar en otras inversiones que podrían beneficiar a la compañía.

En este momentos, no se puede hablar del sector constructor sin aludir al "conflicto" ACS-Hochtief. Y es que el nuevo movimiento de la empresa que preside Florentino Pérez, un aumento de la oferta por la alemana, no termina de gustar a los analistas de DifBroker ya que supone más debilidad para ACS de lo esperado. Tecnicamente -continúa- "el valor no presenta mal aspecto, y la superación de la zona de 40 sería muy positivo para el valor. Por el contrario perder zonas de 30 euros nos haría ser muy cautos".