Insisto en el hecho de que somos especuladores. Estamos para especular. No hay diferencia entre especular a la baja contra bancos o contra petróleo, es algo que tenemos que aprender “porque especular es bueno”, reconoce José Luis Cava, analista independiente. Si quieres algo vas a por ello, te lo trabajas y lo consigues. No vale ni crisis ni ninguna excusa. En la ponencia “No ignore este gráfico” dentro de las ponencias del Trading Room organizadas por Estrategias de Inversión.
Cualquiera que sea el sistema de especulación que tengamos, “no sabemos lo que piensa la masa de modo que puede que tengamos un sistema bueno pero que no me genere beneficios porque la masa opina lo contrario. Esto no va de economía sino que va de psicología, de ver qué opina la masa”. El miedo, a diferencia de otras épocas, ahora tenemos ante nosotros la máquina del miedo “que no es otra cossa que la televisión. De ahí que seamos nosotros los que tenemos que ver los extremos”.

Para ganar en los mercados, ante el desequilibrio de fuerzas que hay, somos como guerrilleros que sólo tenemos que elegir el momento y el campo de batalla para lograr un equilibrio de fuerzas. Todos tenemos un sistema de especulación – pequeños trucos que ya se han probado- que nos funciona. Siempre hay que operar con un sistema. Nosotros vamos a ganar cuando apliquemos los trucos pero también cuando la tendencia sea al alza o a la baja, siempre que sea fuerte. “hay que elegir lo fuerte y dentro de lo fuerte, lo más fuerte”.

Los gráficos, aunque lo que vemos en ellos son precios y tiempo, son la representación de la psicología de la masa. “Todos los especuladores veteramos hemos aprendido hace tiempo que especular en el sentido de la masa suele salir caro salvo que la tendencia sea muy fuerte”. Aunque conozcamos el sentimiento de los participantes del mercado, no “necesariamente tendremos éxito en el mercado sino que tendremos que combinarlo con una estrategia de especulación”. Si el MACD está cortado al alza, la tendencia es fuerte. El sentimiento no nos señala por sí mismo ni los uselos ni techos del mercado.

Ratio put/call como sentimiento de mercado

Partimos del ratio put/call como un ratio de sentimiento de mercado. Una opción put se compra porque se cree que los precios van a caer mientras rque la opción call se compra cuando se cre que habrá una tendencia alcista. La masa habitualmente no compra put cuando cree que la bolsa va a caer “lo que hace es proteger las posiciones comprando la posición contraria”. De modo que cuando hay mucha gente comprando put “es que tiene miedo”. Si el volumen de put es superior al call, el miedo domina a la complacencia. Si las put son inferiores al volumen de compra de call, la seguridad en la subida domina a los bajistas. Cuando el ratio es mayor que 1 domina el miedo mientras que si es menor que 1, domina la confianza.

La clave está en detectar extremos de mercados. Datos como el pesimismo colectivo, con el MACD cortado al alza y a la baja. El VIX es un indicador de miedo, que se mueve en sentido contrario al S&P500. La masa que compra opciones de venta está comprando acciones de venta sobre acciones pero queda luego el smart money. En una tendencia bajista con un extremo de pesimismo con el MACD cortado a la baja, lo más probable es que el mercado rebote por lo que podremos aprovecharlo para adoptar posiciones cortas – porque el MACD está cortado a la baja- con el PPO por debajo de menos 10, no hago caso a mi sistema. “Y especularé en contra de la tendencia dominante”.

Hay que buscar los extremos del mercado

Hay que buscar momentos de euforia colectiva, con el MACD semanal cortado tanto al alza y a la baja. Es más fácil la señal de compra cuando tenemos un sentimiento de miedo extremo. Pero cuando hay optimismo extremo, es más difícil generar esa señal. Con el MACD cortado a alza: si el MACD está cortado al alza y hay tendencia lo más probable es que haya un movimiento lateral. "Si me da una señal de venta y hay factor estacional bajista, me da una señal de fábula". En la tendencia alcista habrá un extremo de optimismo, no esperamos un desplome pero sí una pauta correctiva. Con el MACD cortado al alza y optimismo mediante el ratio de put-call, no hay que comprar porque “cuando estoy especulando en el lado de la masa me siento incómodo porque siempre pierdo”. Moviéndote con los extremos de optimismo y de pesimismo combinado con el MACD no vas a perder.

Los 90 minutos de video-conferencia completa estará próximamente a la disposición exclusiva de Suscriptores. Suscribase Aquí