La agencia de calificación crediticia Moody¿s se ha unido a las rebajas de ráting de S&P y de Fitch y ha rebajado el ráting de la deuda de Grecia hasta A2, desde A1.