Los créditos de las cajas de ahorros se situaron en 911.894,4 millones de euros en enero, lo que significa un ligero descenso del 0,1% en relación al mes anterior, cuando se elevaban a 913.264,9 millones de euros, según datos de la Confederación Española de Cajas de Ahorros (CECA). No obstante, si se compara este saldo de los créditos vivos de las cajas de ahorros, que incluye los nuevos préstamos concedidos más amortizaciones, con el correspondiente al mes de enero de 2008, el crédito experimentó un aumento del 6,2%. Estos datos ponen de manifiesto la ralentización de los préstamos en España, a la luz de los cada vez mayores riesgos de crédito derivados de la incertidumbre económica y del descenso de la demanda, tal y como reconocen los máximos directivos de las entidades financieras.