Las viviendas pendientes de venta de Estados Unidos subieron un 2,1% en febrero, según los datos publicados hoy por la National Association of Realtors. Estel índice es considerado un indicador adelantado de hacia donde irán las ventas de viviendas de segunda mano -se realiza en base a los contratos de venta de un inmueble ya firmados, y estas transacciones no se materializan hasta uno o dos meses después-. Los analistas consultados por Bloomberg habían previsto un crecimiento nulo, tras la caída del 7,7% registrada en el mes anterior.