Las principales bolsas asiáticas han cerrado la jornada de hoy mixtas, a excepción de Japón que permaneció cerrado por festividad, ante el confuso cierre de Europa y Wall Street.

En Corea, el Banco Central del país dejó de forma inesperada los tipos sin variación, a pesar de que la inflación ha aumentado hasta alcanzar el techo del 4%, aunque esta decisión podría ser solo temporal. No obstante, esta medida contrasta con la tomada hace unos días por el Banco Central de China, que si decidió subir tipos para controlar la escalada de los precios. . De esta forma, el índice Nikkei quedó sin cambios por permanecer cerrado en los 10.605,65 puntos. Por su parte, el Índice Hang Seng avanzó un 0.53%, situándose en 23.828,92 puntos, después de varios días de recortes, mientras que el S&P/ASX 200 cerraba con una retroceso del 0.68% hasta los 4.880,90 puntos.