La compañía Medtronic, una de las mayores del mundo de equipamiento médico, anunció hoy que eliminará entre 1.500 y 1.800 empleos, dentro de un plan para hacer más eficaz sus operaciones y asegurar sus perspectivas de crecimiento a largo plazo. La empresa, que cuenta con una plantilla de unos 38.000 empleados, prevé tener hecho a finales de junio la mayor parte del recorte, que incluye a unos 400 empleados en EEUU que han aceptado ya una jubilación anticipada u otros acuerdos. Medtronic anotó un cargo extraordinario de 27 millones de dólares en su último trimestre fiscal, que cerró el 24 de abril, asociado a la reducción de plantilla, y contabilizará otra partida no especificada en sus cuentas del trimestre actual, precisó en un comunicado de prensa.