Japón registró un superávit comercial de 68.950 millones de yenes (518 millones de euros), en abril, el 85% menos que en el mismo mes del año pasado, gracias a una caída más moderada de las exportaciones, anunció hoy el Gobierno. Se trata del tercer mes consecutivo de superávit en la balanza comercial de la segunda economía del mundo, a pesar de que este indicador lleva 18 meses presentando niveles interanuales más bajos, según un informe preliminar del Ministerio de Finanzas, recogido por la agencia de noticias Kyodo. Las exportaciones se redujeron en un 39,1% hasta los 4,20 billones de yenes (31.557 millones de euros), mientras que las importaciones retrocedieron un 35,8% hasta los 4,13 billones de yenes (31.039 millones de euros).