Iberia, American Airlines (AA) y British Airways (BA), miembros de Oneworld, aseguraron hoy que el análisis de la Comisión Europea a su solicitud de inmunidad de monopolio era "el previsto" y recordaron que fue similar al realizado para los acuerdos de las otras dos alianzas aéreas Star Alliance y Sky Team, que ya cuentan con la inmunidad 'antitrust' ante Departamento de Transportes de EEUU (DOT), por lo que reclaman "el mismo estatus legal".
En un documento interno, al que tuvo acceso Europa Press, las tres compañías piden tener el mismo estatus legal que ya tienen estas dos alianzas con el objetivo de "reforzar la competencia" en las rutas transatlánticas, lo que beneficiará a los consumidores.

"Estamos convencidos de que la mejor manera de fortalecer la competencia entre aerolíneas e incrementar las opciones de viaje de los consumidores es asegurando que las tres alianzas compiten en igualdad de condiciones", señalan las tres compañías, que reclaman para Oneworld "el mismo estatus legal" que Star Alliance y Sky Team, con una cuota de mercado mayor en las rutas transatlánticas.

La Comisión Europea acusó hoy formalmente a Iberia, AA y BA --miembros de la alianza Oneworld-- de pretender restringir indebidamente la competencia en las rutas transatlánticas, al considerar que su cooperación "podría vulnerar las reglas europeas que prohíben las prácticas comerciales restrictivas".

Por ello, Bruselas envió un pliego de cargos a las tres aerolíneas en septiembre. El envío de un pliego de cargos es un paso formal en las investigaciones que realiza Bruselas por la vulneración de las reglas de competencia, al que los destinatarios pueden responder y solicitar audiencia para exponer sus argumentos.

PRESENTARÁN ALEGACIONES

Las tres compañías defenderán que el acuerdo conjunto "beneficiará a millones de consumidores, que dispondrán de más tarifas y mejores precios, conexiones más cómodas y un acceso más sencillo a una red de más de 500 destinos en todo el mundo".

Así, se mostraron "satisfechas" de tener la oportunidad de explicar a la UE las cuestiones que plantea en su documento, "especialmente dadas las notables ventajas que el acuerdo de negocio conjunto supondrá para los consumidores".

Asimismo, recordaron que tras la aprobación del acuerdo de 'cielos abiertos', hace ahora más de un año, cualquier compañía de la UE o de EUU puede operar cualquier ruta entre Europa y Norteamérica.

Contrariamente a lo que sucede en EEUU, la UE no concede inmunidad 'antitrust' a estas alianzas, pero sí debe garantizar que las reglas de competencia se respeten independientemente de que exista un acuerdo de 'cielos abiertos' entre la UE y EEUU, por lo que Bruselas debe investigar antes de oficio la operación, lo que no significa que tenga "pruebas concluyentes" de una infracción sino únicamente que dará prioridad a estos casos.

El Ejecutivo comunitario ya abrió en abril una investigación sobre este pacto en abril por considerar que el acuerdo era "mucho más amplio" que el habitual entre compañías de una misma alianza.

Una vez que las tres compañías presenten sus alegaciones, la Comisión decidirá si el acuerdo es compatible con las reglas de competencia de la UE. El ejecutivo comunitario insistió hoy en que el envío de un pliego de cargos no prejuzga el resultado final de la investigación.

Iberia, British y American Airlines quieren gestionar conjuntamente horarios, capacidad y fijación de precios y compartir los ingresos de las rutas transatlánticas entre América del Norte (Canadá, México, EEUU y Puerto Rico) y Europa (UE, Noruega y Suiza).