La contratista estadounidense de servicios petroleros Halliburton obtuvo un beneficio neto de 507 millones de dólares (319 millones de euros) en el segundo trimestre, lo que representa un descenso del 66,8% respecto al mismo periodo de 2007. La compañía explicó esta fuerte caída del beneficio por la contabilización en el segundo trimestre de 2007 de una plusvalía extraordinaria de 933 millones de dólares por la venta de su participación en KBR (587 millones de euros).
Por otro lado, la facturación del segundo grupo mundial del sector de servicios petroleros alcanzó un récord de 4.487 millones de dólares (2.822 millones de euros), un 20,1% más. En el conjunto de los seis primeros meses del ejercicio, Halliburton ganó 1.091 millones de dólares (686 millones de euros), un 47,5% menos, mientras que su cifra de negocio aumentó un 18,9%, hasta 8.516 millones de dólares (5.354 millones de euros).