Nos encontramos en la recta final de la campaña de la renta 2011 y aún muchos contribuyentes no han presentado la declaración. Si tiene dudas, espere antes de aprobar su borrador, porque puede que esté dejando pasar algún detalle importante.
 Por ejemplo, si hizo reformas en casa o tiene un plan de pensiones, es posible que Hacienda tenga que devolverle una parte de sus impuestos. EFPA España (Asociación Europea de Asesores y Planificadores Financieros) ha elaborado esta guía, que recoge los puntos más importantes para no perderse a la hora de presentar la declaración de la renta:

1. Comprar la vivienda habitual, desgrava. El contribuyente puede conseguir una deducción por la compra de su vivienda habitual de hasta 9.040 euros. Si la adquirió antes del 20 de enero de 2006, las condiciones son aún mejores.

2. ¿Hizo reformas en casa? Si el año pasado invirtió parte de sus ahorros en mejorar su vivienda habitual, no se olvide de indicarlo. También pueden generar una deducción, siempre condicionada por la renta de cada contribuyente.

3. Alquiler: deducción para el inquilino…. Según datos del Ministerio de Hacienda, en España se calcula que hay más de un millón de alquileres no declarados. Si tu piso es de alquiler, ten en cuenta que puedes deducirte hasta un 10,05% de las rentas satisfechas.

4. … y para el propietario. Los ‘caseros’ también pueden beneficiarse de declarar los arrendamientos. El propietario puede deducirse el 60 % de lo que haya ingresado por el alquiler, y puede llegar al 100 % si el inquilino tiene entre 18 y 30 años y una renta superior a 7.455,14 euros.

5. Declaración individual ¿o conjunta? Consúltelo con un asesor. En ocasiones resulta más favorable presentar la declaración de la renta conjunta.

6. ¿Y si tengo algún producto financiero? Cada producto tiene su tributación. Por ejemplo, si tiene un plan de pensiones, no olvide consultar cuanto puede desgravarle su aportación anual.

7. No hay que olvidar… que la fecha límite para presentar la declaración de la renta es el próximo lunes 2 de julio. Y si le toca pagar, puede fraccionarse el pago de los impuestos en dos plazos (60% - 40%).