Goldman Sachs recorta el precio objetivo a 4,71 euros y recomienda una posición neutral. Las acciones del grupo subieron un 0,93% en la última sesión y se cotizaron a un 5,40%.