Fitch Ratings ha puesto en observación negativa de calificación de la deuda griega de largo plazo en moneda extranjera y local, actualmente ‘BBB-’.
 
La puesta en revisión negativa depende del resultado de una revisión de notas de Fitch, cuya conclusión se prevé para enero, “que se concentrará en la evaluación de la sostenibilidad fiscal de Grecia tras las medidas que las autoridades han tomado este año conforme al programa del FMI-UE”, como también las perspectivas de la economía y la “voluntad y capacidad política” de Grecia de llevar a cabo las reformas, dijo Fitch en un comunicado.

‘BBB-’ es la nota más baja de grado de inversión de Fitch.