La constructora Ferrovial repartirá mañana un dividendo de 0,66 euros por acción con cargo a los resultados del ejercicio 2006. Los accionistas recibirán 0,54 euros netos por título, una vez descontada la retención fiscal.
La empresa tendrá que desembolsar algo más de 92,5 millones de euros para hacer frente a este dividendo, que tendrá que repartir entre los 140,2 millones de acciones en las que está dividido su capital social.