Las acciones de Unión Fenosa se apuntaban una subida del 8,38% al cierre, hasta 14,74euros, en una jornada marcada por las especulaciones acerca de la venta del 45,3% de ACS en la eléctrica. Los títulos de la compañía se revalorizaron ayer un 16,4% tras conocerse la disposición de ACS a vender su participación en Unión Fenosa. Con la subida de hoy, las acciones de la eléctrica acumulan ganancias del 26% en apenas dos días. Por su parte, las acciones de Iberdrola ganaron al cierre un 2,72%, hasta 8,68 euros, tras apuntarse ayer una subida del 4,71%. ACS, que ayer ganó un 7,37%, subió al cierre de la jornada un 2,22% hasta los 31,75 euros.
Un informe publicado hoy por JPMorgan cita EDF como la compañía mejor posicionada para adquirir una participación de control en Unión Fenosa. Gas Natural, pese a su interés por participar en la consolidación del sector, no dispone de recursos financieros suficientes, señala. Por otro lado, el banco de negocios se muestra "escéptico" ante la posibilidad de que ACS invierta la totalidad de los ingresos de la venta en Iberdrola. La constructora, dice, desinvierte en Unión Fenosa por la "presión financiera" para responder a sus obligaciones crediticas y, si se decide a fortalecerse en Iberdrola, sólo dedicará una tercera parte de los ingresos de la venta a este propósito. En concreto, calcula que como mucho la constructora adquirirá un 5% adicional en Iberdrola, cuyo valor podría rondar los 2.300 millones si se parte de un precio por acción de la eléctrica de 9 euros. Si ACS logra que el comprador pague 16 euros por acción de Unión Fenosa, la constructora se llevaría 6.600 millones brutos, que quedarían en 6.350 millones después de impuestos. JPMorgan calcula que ACS deberá dedicar 3.500 millones a subsanar deuda. Para el banco de negocios, la entrada de EDF en Unión Fenosa tranquilizará a Iberdrola, que dejará de estar amenazada por el "depredador potencial" francés. Al mismo tiempo, ACS pasará de "vendedor forzado" de acciones de Iberdrola a "constructor de participación". En otro informe, UBS muestra sus dudas acerca de los planes de consolidación de ACS en Iberdrola. La entidad suiza se pregunta por qué la constructora, en caso de estar interesada en aumentar la participación en Iberdrola, hizo ayer pública esta intención, que sirvió para elevar el precio de la acción de la eléctrica y, con ello, complicó sus propios planes.