Si los futuros del barril de Brent rebasaban los 119 dólares al inicio de sesión en máximos de dos años, el Texas ya anunciaba su tendencia alcista con un repunte que le deja en los 108 dólares.

Así, el petróleo intermedio de Texas para mayo abrió con un avance del 0,12% hasta colocarse por encima de los 108 dólares el barril sobre el parqué neoyorquino.

Y en Europa el Brent hacía lo propio situándose en máximos de dos años en su camino hacia los 120 dólares por barril. Hoy registraba su mayor nivel desde agosto de 2008, en los 119,59 dólares.