El oro retrocedía en Europa el viernes después de que el banco central de China elevó los requerimientos de reserva para las entidades financieras y por una menor demanda del metal tras la sólida venta de bonos de España y Portugal.
El metal precioso recortó sus pérdidas después de que el dólar cedió terreno ante el euro tras conocerse un alza en las ventas minoristas de Estados Unidos menor a la esperada.