El Gobierno aprobó hoy el límite de gasto no financiero del Estado para el año 2010, que se situará en 182.439 millones de euros, lo que representa una caída del 4,5% sobre la estimación del presupuesto liquidado correspondiente al año 2009, pero supone un incremento sobre el techo de gasto aprobado inicialmente para este año (160.158 millones de euros).
Este techo presupuestario llevará a la Administración Central a cerrar con un déficit del 5,7% del PIB (60.264 millones de euros) en 2010. Además, el Estado cerrará 2011 con un déficit del 3,5%, que se reducirá al 2% en 2012.

Además del déficit del Estado Central, el Ejecutivo fija para el conjunto de las administraciones públicas (Estado, Seguridad Social, comunidades y ayuntamientos) un déficit del 7,9% del PIB en 2010, del 5,2% en 2011 y del 3% en 2012.

Para la Seguridad Social, se estima un saldo positivo del 0,2% en 2010, del 0,3% en 2011 y del 0,5% en 2012, mientras que, por su parte, las comunidades autónomas registrarán un déficit del 2% en 2010, del 1,7% en 2011 y del 1,3% en 2012.