El selectivo de la bolsa española sigue sumando posiciones y, al ritmo del 1.21%, cerró en los 8.389 puntos. REE y Abengoa fueron los valores que más subieron en tanto que Popular y Bankinter se convirtieron en los penalizados de la sesión. En el mercado de deuda, la prima de riesgo cerró en los 303 puntos básicos. Los expertos reconocen que los últimos movimientos del selectivo permiten ser moderadamente optimistas y mirar hacia los 8700 puntos como siguiente parada del Ibex35.


El Ibex35 logró encadenar otra jornada de subidas aunque, más moderadas eso sí, que le dejaron a las puertas de los 8400 puntos. Los expertos comienzan a ser más optimistas con el selectivo español, eso sí, a corto plazo. Roberto Moro, de Apta Negocios reconoce que “sólo cuándo el selectivo rompa por debajo de los 8140-8000 puntos, será momento de tomar posiciones cortas”. ¿Hasta entonces? Mirar hacia los 8750 puntos “que coincidirá con los 1595 del S&P500”.

Los bancos medianos, los que más sufrieron

Entre los valores que apoyaron la subida del selectivo, REE elevó en más del 4.2% el precio de su cotización, que mañana comenzará a cotizar desde los 39.51 euros. Abengoa le siguió de cerca con subidas de más tres puntos porcentuales, hasta los 1.78 euros. Acerinox, ArcelorMittal e FCC también consiguieron subidas importantes, con lo que marcaron en los 8.06 euros, los 9.3470 euros y los 7.92 euros, su último precio.

Con tendencia positiva también los grandes. Banco Santander elevó en más del 0.7% su cotización, que cerró en los 5.62 euros. BBVA se animó con más de un 1% de subida- hasta los 7.3310 euros - mientras que Telefónica e Iberdrola subieron más de un 1.5%, hasta los 11.13 euros y los 4.04 euros, respectivamente.

No corrieron la misma suerte las entidades medianas. DE hecho, Banco Popular fue la que más sufrió y, al ritmo del 3.7%, cerró en los 0.5900 euros. Bankinter perdió un 1.2% en tanto que Sabadell descontó un 0.3% de su cotización, que cerró en los 1.5510 euros. DIA y Mediaset pusieron punto y final a los números rojos de la jornada con pérdida de más de una décima que mañana les permitirá arrancar desde los 5.9080 euros y los 5.9500 euros.