El Ibex-35 recupera un 3,2% hasta los 11.362 puntos apoyado por tirón del Banco Santander, que suma un 7% y del BBVA, que gana un abultado 5,5%, en lo que operadores calificaban como un 'movimiento hacia activos de calidad dentro del sector' a la espera de que se vote en el Congreso de Estados Unidos el plan de rescate del sistema financiero. Los analistas insisten en que estamos viendo movimientos defensivos hacia el sector financiero que, como el Santander, parece que no sólo no están perjudicados, sino que además están aprovechándose de la situación para seguir creciendo en el extranjero.