El Ibex 35 finaliza la jornada con pérdidas del 0.6% que le llevan a los 6524 puntos .Una penalización que llega liderada por los dos grandes bancos, BBVA y Banco Santander, a pesar de la fuerte subida de Sacyr Vallehermoso y que se produce el día en que se ha conocido el nombre de los dos auditores independientes de la banca. La prima de riesgo sigue por encima de los 480 puntos básicos, con un euro en los 1.28 dólares.
El Ibex35 despide la jornada con números rojos. Una penalización del 0.6% que le lleva a los 6524 puntos. Y es que las noticias no acompañaron. El ministro de economía, Luis de Guindos, avanzó esta mañana una contracción de la economía española de tres décimas para el segundo trimestre del año. Un indicador adelantado que es más optimista que el de Bruselas, que prevé que la economía se contraiga un 0.6%. Además, el BCE ha confirmado que, por décima jornada consecutiva no ha comprado deuda soberana, a pesar de que la prima de riesgo alcanzó la semana pasada los 500 puntos básicos. Mañana el Tesoro Español se enfrenta nuevamente una subasta de 2.500 millones de euros en letras a 3 y 6 meses.

Y junto a esto, ya se ha conocido que Roland Berger y Oliver Wyman serán los auditores independientes de los balances del sistema bancario española. Así lo ha acordado el ministerio de Economía y Competitividad en conjunto con el Banco de España. Hoy los bancos recortaron posiciones en la bolsa española. Solo Bankia consiguió capear el temporal y, con subidas de más del 0.4%, cerró en los 1.76 euros. Y ello a pesar de que hoy De Guindos ha cifrado en 7.500 los millones que necesita de provisiones para el ladrillo.

Hoy el FMI ha indicado que el 70% de las entidades españolas están saneadas “y de ese 30%, el 15% es Bankia, que está en proceso de rescate, lo que son buenas noticias”, explica Boni Aguado, responsable en España de Banco Etchevarria. Sin embargo, los inversores no cotizan con tanto optimismo. En terreno negativo, Caixabank se dejó un 0.36% y cerró en los 2.25 euros. Banco Sabadell perdió un 0.53% mientras que Bankinter elevó al 0.59% sus caídas, con lo que mañana comenzará a cotizar desde los 3.01 euros. BBVA amplió sus pérdidas y, al ritmo del 1.15%, cerró en los 4.89 euros mientras que Banco Santander cedió un 1.38%, hasta los 4.51 euros.

Unas pérdidas que sólo fueron rebasadas por BME. El holding de la bolsa española cerró la jornada en los 14.99 euros, al contabilizar una caída de más del 2.8% en la sesión. A pocos pasos no sólo fueron los dos grandes bancos sino que el resto de pesos pesados también se apuntó al carro de las caídas: Repsol superó el punto porcentual de penalización, hasta los 13.49 euros. Iberdrola perdió un 2.2%, hasta los 3.36 euros, mientras que Telefónica recoge beneficios y, al ritmo del 1.04%, marcó en los 9.82 euros su último precio.

Si hubo un vencedor en la jornada ese fue, sin duda, Sacyr Vallehermoso. Rebotó más del 10.5% y marcó en los 1.42 euros su último precio el día en que se ha anunciado que su ex presidente, Luis del Rivero, ha reducido desde el anterior 4.84% hasta el 2.996% su participación en el grupo, en una operación valorada en 10.5 millones de euros. Acompañaron a la constructora Amadeus y Mediaset, con subidas de más del 2,5%, hasta los 15.45 euros y los 3.56 euros, respectivamente. ArcelorMittal, Grifols y Técnicas Reunidas también consiguieron cerrar la sesión con revalorizaciones de más de dos puntos porcentuales.