El Ibex35 cerró con una revalorización del 0,76% y firmó el cierre de la semana en  los 11.442 puntos. Una revalorización que se vio amenazada con la apertura bajista de Wall Street, tras los datos de confianza del consumidor pero que contó con el beneplácito del sector financiero: Bankinter y Popular a la cabeza. En una sesión en la que el euro en los 1.4355 dólares.
La renta variable europea culmina la semana y lo hace con subidas. Una revalorización del 0,76% que lleva al Ibex35 a los 11.442 puntos. Una tendencia que se produce el día que el Instituto Nacional de Estadísticas ha anunciado la cifra adelantada de inflación del mes de agosto. Se redujo ocho décimas frente al -1.4% del mes de julio. En el resto plazas del viejo continente: el DAX sumó un 0,84%, el Eurostoxx avanzó un 0.52% mientras que el FT-100 y el CAc-40 lograron colocarse por encima del punto porcentual de revalorización.

Gráfico Ibex35




El selectivo español fue el gran estímulo con el que contó el selectivo español al cierre. especialmente entidades como Bankinter y Banco Popular. La primera sumó un 3,37% y cerró en los 9.20 euros mientras que la entidad que preside Ángel Ron avanzó un 2,9% al cierre. Cintra y Ferrovial añadieron un 2,6% y un 2,5% respectivamente a su cotización. Y a pocos pasos Iberia. La aerolínea elevó un 2,41% el precio de su cotización el día que publicó una pérdida sde 165.4 millones de euros. Eso sí, advirtiendo de que la tendencia negativa revertirá a lo largo del tercer trimestre.

Hacia mitad de la tabla cotizaron los títulos de Iberdrola. Avanzaron un 1.26% hasta los 6.43 euros. Acompañados de los dos grandes bancos. Santander se animó con un 0,84% de revalorización después de que se haya publicado que su presidente, Emilio Botín ha obtenido 7 millones de euros por la venta de 700.000 acciones de la entidad. BBVA culminó la sesión con una subida del 0,7%. Y con ella, Repsol sumó un 0,78% mientras que Telefónica subió un 0,4% y cerró en los 17,72 euros.

En terreno negativo, Red Eléctrica perdió un 1,36% y cerró en los 32.71 euros. En OHL todavía pesó la rebaja de calificación otorgada por Fitch un día antes pues terminó la sesión en los 18,71 euros tras un recorte del 1,16%. Sin salir de los números rojos: FCC perdió un 0,7%, Grifols descontó un 0,6% de su cotización mientras que Enagás y Banesto cedieron un 0,57% y un 0,21% respectivamente.

Aluvión de referencias empresariales en el continuo

Entre las compañías el continuo español, los mayores beneficios se los anotó Renta Corporación. La constructora sumó un 22.9% al cierre de la sesión y culminó al semana en los 4.23 euros. Pero no sólo ella: NH Hoteles repuntó un 12.36% al calor de una recomendación de compra otorgada por UBS. Española del Zinc subió un 3.65% al cierre de la sesión en la que informó de unas pérdidas de 2,9 millones de euros, 59.000 euros menos que las anunciadas un año antes.

A pocos pasos, y con una revalorización del 1.25%, cerraron los títulos de Campofrío. La compañía alimenticia comunicó que su beneficio atribuible alcanzó los 9.8 millones de euros en el primer semestre del año, frente a unas pérdidas no auditadas de 13 millones de un año antes. Un poco por debajo, la cotización de Pescanova. Sumó un 1,3% al cierre de la sesión después de anunciar que incrementó hasta los 10 millones de euros su beneficio neto en el primer semestre. Un 11.5% más que en el mismo período del año anterior. Con beneficio también cerró junio Fluidra (+1.82%) Alcanzó los 3.2 millones de euros de beneficio. Eso sí, un 89.1% menos que en el mismo período del año anterior.

La tendencia positiva también iluminó la cotización de Reyal Urbis. Sumó un 1.04% tras admitir que el proceso de refinanciación de su deuda “se encuentra pendiente de formalización”. Lo ha confirmado tras publicar unos resultados que dejan una reducción del 79% en sus pérdidas, hasta los 69 millones de euros. En números rojos: Solaria perdió un 5.92%, Inbesós descontó un 4.11% y Lingotes redujo un 3,61% el precio de sus títulos, que cerraron en los 2,94 euros.