El Ibex ha cerrado este lunes con una caída del 0,63% hasta los 9.764,4 puntos, borrando el rebote inicial de la sesión. La referencia principal del selectivo español ha sido la situación política que se vive en Italia, después de que el presidente de la República, Sergio Mattarella, haya vetado la propuesta de Gobierno de la Liga Norte y el Movimiento Cinco Estrellas, al incorporar un Ministro de Economía euroescéptico.

Mattarella llevará al Parlamento la formación de un Gobierno hasta septiembre liderado por Carlo Cottarelli, economista y exfuncionario del Fondo Monetario Internacional (FMI). Cottarelli, tras reunirse con Mattarella, ha aceptado el encargo "sin reservas". En otoño se volverán a celebrar elecciones en Italia. 

Los analistas de Bankinter subrayan que Italia "regresa al punto cero de salida después de la dimisión de Giuseppe Conte, pero la percepción por parte del mercado mejorará algo al haber sabido hacer valer el Presidente de la República sus atribuciones, la capacidad de veto y de decidir que le otorga la ley".

Los mismos expertos consideran que la convocatoria de Carlo Cottarelli refuerza la expectativa de que vaya a formarse un gobierno interino. “El alcance de las consecuencias de la formación de un gobierno populista y euroescéptico es aún una incógnita, pero a corto plazo perjudicará tanto bolsas europeas como la prima de riesgo italiana. De momento, Moody’s ha colocado su rating sobre Italia en revisión. Esta incertidumbre podría extenderse durante semanas. Por ahora no se puede decir nada más concreto, aunque nuestro escenario central sigue siendo un Gobierno inestable en Italia cuyo daño al mercado sería limitado y del cual, en circunstancias políticas normales, España (prima de riesgo) debería salir indirectamente beneficiada”.

Con todo, la prima de riesgo española se ha disparado hasta los 118,6 puntos básicos con una subida del 11,3%. En el caso de prima italiana se sitúa en los 223 puntos y la portuguesa en los 171 puntos, mientras que el resto de diferenciales de deuda de los países europeos se han incrementado respecto al bono alemán a diez años.

El FTSE Mib de Milán ha cerrado con una caída del 2,08% hasta los 21.932 puntos, le ha seguido el PSI 20 de Portugal con una caída del 1,6%, el Eurostoxx 50 que ha corregido un 0,86%, el Cac 40 francés se ha dejado un 0,61% y el Dax alemán un 0,57%. Wall Street no ha abierto este lunes por el Día de los Caídos y el FTSE 100 de Londres tampoco ha abierto sus puertas. 

Entre los valores más bajistas de la jornada en el Ibex 35 se han situado Técnicas Reunidas (-3,54%), Bankinter (-2,33%), Banco Santander (-2,04%) y Siemens Gamesa (-2,02%).

Además de Banco Santander, también han sucumbido valores como BBVA, que se ha dejado un 1,19%, Telefónica un 1,16%, Iberdrola un 0,86% y Repsol un 0,57%. El resto de valores bancarios también han sufrido con correcciones en CaixaBank del 1%, en Bankia del 0,95%, mientras Banco Sabadell se ha librado de las correcciones con un alza del 0,5%.

Dentro del selectivo, la mayor subida ha sido para Meliá Hotels con un alza del 1,71%, Amadeus un 1,22% y Grifols un 0,64%.

En el mercado continuo, los más alcistas han sido Nyesa Valores (6,9%), Amper (5,58%) y Sacyr (2,72%) mientras los más bajistas han sido Audax Renovables (-5,99%), Reno de Medici (5,88%) y Solaria (-5,70%).

Los analistas de Alphavalue han revisado sus estimaciones para el sector constructor español, con un cambio de recomendación desde añadir hasta comprar en ACS y Sacyr, en el que ven potenciales subidas del 28,8% y del 44%, respectivamente. 

El euro cede frente al dólar y se intercambia a 1,1629 'billetes verdes'. “La inestabilidad política en España y en Italia, junto a la sensación de mayor fortaleza del ciclo en EEUU tras los indicadores publicados durante la semana, está fomentando la compra de activos americanos frente a los europeos”, indican desde Bankinter.

En el mercado de materias primas, los precios del petróleo siguen retrocediendo, mientras Arabia Saudí y Rusia discuten la posibilidad de subir la producción de crudo. De esta forma intentarán frenar la escalada en la cotización ante la menor producción de Venezuela y de Irán. El Brent, de referencia en el Viejo Continente, baja un 1,5%, hasta los 75,27 dólares, al tiempo que el West Texas se deja un 2%, hasta los 66,47 dólares por barril.