El selectivo de la bolsa española terminó la primera sesión de la semana despidiendo los 11.000 puntos. Así el Ibex35 perdió un 1.08% y marcó los 10.957 enteros al cierre de la sesión. Una caída que se vio protagonizada por el sector constructor y financiero - incluso los grandes bancos