El índice de referencia del mercado español sigue acusando la falta de volumen en las últimas sesiones y de hecho se espera que esta sea la peor jornada (al margen de mañana) por la proximidad ya a los días festivos de la Semana Santa. Así, el Ibex 35 empieza con ligeras alzas del 0,13% hasta los 10.430 puntos.

Tampoco ayuda para nada el comportamiento de los índices en Wall Street que ya empiezan a flaquear seriamente por los mismos factores y por la espera constante a Donald Trump. Una vez más, la atención la centramos en el sector bancario.

Parece que las vacaciones han comenzado antes de tiempo si es que nos fijamos en la evolución de los selectivos de relevancia en las bolsas europeas. El que nos atañe, el Ibex 35, se encuentra en las últimas sesiones moviéndose en un rango no muy amplio y con tono más bien negativo por el desarrollo que han tenido las acciones del sector bancario después de la nueva ampliación de capital que Banco Popular tiene previsto poner en marcha. Hoy sus títulos se dejan en torno a medio punto porcentual.

Una vez más los ojos de los inversores que apuestan por el mercado español se volverán a centrar en este factor tan importante, puesto que las últimas caídas que ha reflejado el valor llegando a tocar mínimos históricos asustan. Y no sólo eso sino que además contagia al resto de la industria bancaria que en los últimos días ha tenido una evolución entre tibia y negativa en algunos casos.

Pero yéndonos hacia factores más macro y de peso para los mercados de renta variable mundiales lo que nos encontramos es que Estados Unidos cerró con ligeras caídas en el día de ayer mostrando cierto cansancio. Un cansancio que se acrecienta por las faltas de concreciones de Donald Trump y por las tensiones geopolíticas que ahora mismo asola el mundo con la intervención en Siria o las amenazas de Corea del Norte. Además, las manos fuertes siguen fuera del mercado.

Llama la noticia cómo también se está utilizando al yen como activo refugio ante estos nuevos miedos que han aparecido. La divisa nipona se aprecia con respecto a los principales refugios, dado que los operadores la toman como una moneda complemente descorrelacionada en relación al resto de principales divisas mundiales. El oro también se revaloriza ligeramente.

Parece que todas estas incertidumbres están sentando realmente mal a la renta variable y eso unido a la falta del volumen de contratación empujan a los índices a la baja. En el caso de Ibex 35 se pudo constatar ayer, puesto que se movió en una horquilla bastante estrecha y finalmente terminó cerrando la jornada con tono rojo. Hoy parece que se podría mantener esa misma tendencia.

En cuanto a noticias más destacadas en el plano corporativo en la bolsa española, hoy hemos conocido que Enagás vende a Omers 34,6% de la chilena GNL Quintero por 341 millones de dólares. Es la operación más destacada del día. Los títulos de la utility se mueven en el inicio de la jornada con pocos cambios con respecto al día de ayer al ceder un ligero 0,20%.

Los valores que más se mueven este inicio de jornada están encabezados por Indra y Repsol en la parte alta de la tabla, que responden con alzas del entorno del punto porcentual.  Por otro lado, por la parte de los descensos nos encontramos con ACS o Red Eléctrica que pierden en este inicio más de un 1%.