El Ministro de Desarrollo Económico de Italia, Claudio Scajola, reafirmó hoy que el Gobierno prefiere que Telecom Italia siga estando en manos italianas, y aseguró que la operadora española Telefónica no tiene intención de aumentar su cuota en esta compañía. Scajola explicó que en su última entrevista en Roma con el presidente de Telefónica, Cesar Alierta, éste le aseguró que "están contentos con su inversión en Italia y con el porcentaje que poseen". La sociedad española forma parte del grupo Telco, que cuenta con el 24,5% del capital de Telecom, y está integrado por Mediobanca, Generali, Intesa Sanpaolo, y Sintonia. "Aprobamos que Telecom cuente con nuevos medios financieros, pero tienen que seguir en manos italianas", añadió Scajola.