El euro mantiene a la apertura del mercado de divisas de Fráncfort sus posiciones frente al dólar y se cambiaba a 1,4825 dólares, frente a los 1,4835 dólares de ayer por la tarde.