El Euríbor, tipo de interés al que se conceden la mayoría de las hipotecas en España, cerró el mes de junio en el 5,361%, con lo que marca un máximo histórico mensual, al situase 0,113 puntos por encima del nivel más alto de toda su historia, el 5,248% que marcó en agosto de 2000. Este dato, que deberá ser confirmado a mediados de mes por el Banco de España, supone el cuarto rebote mensual consecutivo, eleva en 0,367 puntos el de mayo y supone un nuevo encarecimiento de las hipotecas que se revisen tanto de manera anual como semestral.
En una hipoteca media, que según los últimos datos del INE correspondientes el mes de abril, se sitúa en 141.422 euros, con un diferencial medio de 0,50 puntos y un plazo de amortización de 25 años, los usuarios que revisen sus hipotecas con el Euríbor de junio verán incrementadas sus cuotas mensuales hasta los 899,21 euros, 72 euros más que los 827,15 euros que pagaban en junio de 2007, y 864 euros más al año. En caso de que la revisión sea semestral la subida es menor. En concreto, los usuarios pagarán tras la subida de junio 851,15 euros al mes, lo que supone 48,15 euros más que en diciembre de 2007 y 577,8 euros más al año. A pesar del mantenimiento de los tipos de interés, este indicador ha registrado diversos récords intradiarios hasta situar la tasa mensual de junio en máximos históricos como consecuencia del cierre de los mercados internacionales y la falta de liquidez. Continuará subiendo Los expertos apuntan a que este indicador continuará su escalada alcista, aumentado la deuda de las familias, que a partir de este mes de junio también harán frente a la subida de las tarifas de la luz, el encarecimiento del crudo y al aumento de la inflación. En concreto, el Índice de Precios de Consumo (IPC) de la eurozona aumentó tres décimas en junio y se situó en el 4% interanual, un nuevo máximo histórico, según datos preliminares publicados hoy por la oficina comunitaria de estadística, Eurostat, mientras que el IPC armonizado en España alcanza ya el 5,1% en junio. Además, la morosidad hipotecaria de los hogares españoles alcanzará el 2% a finales de año (desde el 1% actual) y seguirá creciendo sostenidamente en 2009, a mayor ritmo que en el resto de países de la Unión Económica Monetaria (UEM), según las previsiones de la Asociación Hipotecaria Española (AHE). Los analistas consultados por Europa Press coinciden en que el Euríbor se mantendrá en niveles elevados por la persistencia de tensiones en el sector financiero internacional y agravará las dificultades de las familias para pagar la letra hasta que el instituto emisor flexibilice su política monetaria. Según el director general de Caixa Catalunya, Adolf Todó, el indicador al que los bancos se prestan dinero entre sí continuará su escalada alcista y podría llegar hasta el 6% en un año. "Como entre nosotros somos reticentes a prestarnos, y hay mucha gente que demanda y poca gente que ofrezca, sube el Euríbor", explicó.