El Euríbor, indicador que sirve de referencia para la mayoría de hipotecas en España, frenó hoy su escalada alcista, al situar su tasa diaria en el 5,436%, aunque la media mensual que sirve para revisar los préstamos supera ya el 5,3%. Además, El euro subía con fuerza tras conocerse la revisión al alza de la inflación de la zona euro en mayo, lo que refuerza la perspectiva de que el Banco Central Europeo (BCE) eleve los tipos de interés el próximo mes. El IPC armonizado de la zona euro creció un 3,7% en mayo, frente al dato provisional de un repunte del 3,6%
Pese al ligero descenso de 0,003 puntos registrado hoy, la cotización diaria del indicador ha mantenido su senda alcista durante todo el mes de junio, y el pasado viernes, día 12, alcanzó el nivel más alto en la historia, con el 5,439%. Con un índice mensual del 5,3%, el usuario de una hipoteca media, que según el Instituto nacional de Estadística (INE) se situó en marzo en 141.725 euros, a un plazo de 25 años, que tenga revisión anual en junio, tendrá que pagar alrededor de 67 euros más al mes y unos 804 euros más al año. El Euríbor comenzó a cotizar en enero de 1999 y ha oscilado entre el mínimo diario de 1,929% registrado en 2003 y el máximo diario registrado el viernes, después de que el día 11 llegara al 5,425% y dejara atrás el récord del 5,341% alcanzado en agosto de 2000. El euro escala posiciones El euro subía con fuerza tras conocerse la revisión al alza de la inflación de la zona euro en mayo, lo que refuerza la perspectiva de que el Banco Central Europeo (BCE) eleve los tipos de interés el próximo mes. El IPC armonizado de la zona euro creció un 3,7% en mayo, frente al dato provisional de un repunte del 3,6%. 'Con la inflación en un máximo histórico, cada vez es más difícil argumentar en contra de una subida de tipos del BCE en julio, explica Carsten Brzeski, analista de ING.