El vicepresidente del Banco Central Europeo, Lucas Papademos, ha afirmado que la inflación de la eurozona seguirá siendo elevada durante un periodo prolongado debido al aumento de las presiones sobre los precios en la región y por los altos precios del crudo y los alimentos, según Reuters. "La perspectiva para la estabilidad de los precios se ha deteriorado y los riesgos para la inflación siguen siendo alcistas", ha señalado Papademos en una conferencia con ministros de Finanzas asiáticos y europeos en Jeju, Corea del Sur.
"Es probable que la inflación anual continúe por encima del 3% durante un periodo prolongado antes de caer de forma gradual en 2009", ha dicho Papademos, según la agencia. Por otra parte, Joaquín Almunia, comisario de Asuntos Económicos y Monetarios de la Unión Europea, ha indicado que existen riesgos alcistas para la proyección media de inflación de la eurozona del 3,2% en 2008 y del 2,2% el año que viene. Estos riesgos son resultado del aumento de los precios del petróleo y las materias primas.