La Comisión Constitucional del Congreso de los Diputados dio hoy luz verde al proyecto de ley para la financiación de TVE, que incorpora varias modificaciones a través de enmiendas transaccionales, entre ellas, la limitación a las tasas impuestas a las operadoras de telecomunicaciones y a las televisiones --tanto en servicios de pago como en abierto--, con el fin de evitar "pagos desproporcionados" en el futuro. En concreto, la enmienda, originaria de CIU y transaccionada por el PSOE, establece un tope por el que las 'operadoras de telecomunicaciones' nunca superarán, a través de sus aportaciones, el 25 por ciento del presupuesto de la cadena pública. En el caso de las televisiones privadas de pago, el límite será el 20 por ciento, mientras que para las en abierto será del 15 por ciento.