Uno de los acreedores minoritarios de Afinsa, Banco Vitalicio, se ha opuesto al plan de pagos y la propuesta de convenio presentada por la empresa concursada -en antigua suspensión de pagos-, que plantea convertir a los deudores en accionistas para devolverles su inversiones. Así consta en un auto al que ha tenido acceso Efe y fechado el 2 de junio, en el que la entidad pide al Juzgado de lo Mercantil número 6 de Madrid, competente en este caso, que admita su voto en contra, al considerar que la propuesta "carece de viabilidad, consistencia, credibilidad y fiabilidad".