El Banco de Inglaterra sacará hoy a subasta 11.350 millones de libras (15.927 millones de euros) en fondos de emergencia para aportar a los bancos el capital que necesitan pero les cuesta conseguir por la desconfianza generalizada en los mercados. En un intento para limitar el impacto de la crisis crediticia global y la consecuente subida del coste de los préstamos, el Banco de Inglaterra, la Reserva Federal (Fed) de EE.UU, el Banco Central Europeo (BCE), el Banco Nacional Suizo y el Banco de Canadá anunciaron la semana pasada un plan para inyectar 100.000 millones de dólares en fondos de emergencia.