La turbulencia de los mercados financieros provocada por la crisis del mercado inmobiliario continuará por algunos meses, según el Liverpool Daily Post, que cita al economista jefe del Banco de Inglaterra, Charles Bean. Bean ha señalado que es probable una mayor volatilidad a medida que aparezcan nuevas pruebas de la crisis. A su juicio, "pasará bastante tiempo antes de que las cosas vuelvan a su cauce normal". Bean cree que "sólo se ha declarado una pequeña parte de las posibles pérdidas asociadas con el mercado subprime de EEUU por parte de las entidades financieras".