El gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, ha rehazado hoy de plano que el Estado tenga que solucionar los problemas de acceso a la financiación del sector privado, aunque ha reconocido que puede ayudar a determinados segmentos de la economía, como ya está haciendo en estos momentos a través del ICO. "Hay problemas que no debe ni puede solucionar el Gobierno", ha señalado Fernández Ordóñez en un almuerzo organizado por la Cámara de Comercio Americana en España, donde ha asegurado que las condiciones de financiación han cambiado porque nadie consigue la misma financiación a los mismos precios ni plazos.