El 41,6% del ahorro de las familias españolas, unos 286.658 millones, permanecía depositado hasta mayo en las denominadas cuentas a la vista, es decir, aquellas que no ofrecen remuneración o que prácticamente no abonan intereses, según datos del Banco de España recogidos por Europa Press. Este porcentaje ha repuntado ligeramente, ya que en los últimos meses se situaba en torno al 40% y se coloca en niveles del año 2006, cuando el ahorro de las familias en cuentas a la vista rozaba los 291.000 millones de euros, aunque el porcentaje en relación al ahorro total era mayor, el 53%.