Las ventas de viviendas de segunda mano de Estados Unidos subieron en abril un 2,9% hasta una cifra total anualizada del 4,68 millones de casas.  Los datos son mejores de lo previsto. Los analistas consultados por Bloomberg esperaban un aumento de las ventas del 2%.