La junta de accionistas de EDF aprobará previsiblemente hoy la distribución de un dividendo de 1,28 euros por acción a cuenta de los resultados de 2007, lo que supone repartir 2.332 millones, los que el Estado francés ingresará 1.982 millones en virtud de su participación del 85% en la eléctrica. Este dividendo equivale a entregar a los accionistas un 47% del beneficio neto del pasado ejercicio, que ascendió a 4.934 millones. La compañía ya pagó en noviembre un dividendo de 0,58 euros correspondiente a 2007, de modo que en la junta de mañana aprobará la distribución de otro de 0,7 euros, con lo que el montante total se elevará a 1,28 euros. EDF ha presentado una oferta para adquirir el grupo nuclear British Energy. Junto a esto, ha expresado su interés por el sector energético español y reconoce la existencia de contactos con ACS en torno a Iberdrola.