Cuando todo va mal, el Ibex 35 se reinventa y brinda las mejores retribuciones por dividendo de su historia. Las compañías del selectivo español ponen buena cara al mal tiempo para atraer a los inversores con el reclamo casi inagotable de su alta retribución por acción. Pero ojo, no estamos exentos de riesgos, hay que tener en cuenta la exposición a la movida renta variable actual y que el mantenimiento de las políticas de alta remuneración peligra en algunos valores para los años venideros.

Este año los inversores de las compañías del Ibex 35 están de enhorabuena. Parece paradójico, pero, aunque las cotizaciones están sufriendo, los dividendos se mantienen e, incluso aumentan. De hecho, este año el selectivo  español bate su récord histórico elevando la rentabilidad ofrecida al inversor del 5,59% del año pasado al 7,45% de éste. Por ello, Damián Querol, director de análisis de Banco Gallego, considera que “es buen momento para invertir por dividendos, especialmente en las empresas con elevada rentabilidad, pues podemos tomar posiciones aprovechando los buenos precios actuales con intención de mantener a 3 años vista”. Además, el cobro de dividendos también ofrece cierto colchón en estos turbulentos momentos de mercado “neutralizamos las pérdidas de ciertas posiciones”, indica Estela Huertas, analista de OreyiTrade.

Ahora bien, este tipo de inversión es adecuada para largo plazo y hay que tener en cuenta siempre que el dividendo proviene del precio de la acción en la jornada que se reparte, por lo que el título suele bajar, al menos, el tramo correspondiente al dividendo, si bien, es cierto que históricamente las compañías que reparten fuerte retribución suben las jornadas anteriores a darla. Si usted, inversor, teniendo en cuenta esto quiere agarrarse al bote salvavidas de los dividendos vigile los siguientes ratios empresariales:



Teniendo en cuenta estos ratios,las compañías del Ibex 35 seleccionadas por el consensode diferentes analistas consultados es el siguiente:
BME: está dando un 8,23% de rentabilidad al año y, aunque baje la negociación en los mercados, podrán seguir manteniendo esta rentabilidad.
Repsol: con un 5,86% de rentabilidad. Una parte de la ralentización está puesta en precio en las materias primas y la OPEP mantendrá el barril de petróleo en 90 dólares.
Está realizando una buena gestión, a falta de ver los cambios que pueden producirse en la compañía por parte de Pemex y Sacyr.
Técnicas Reunidas: por estar relacionada con el negocio petrolero.
• Telefónica: su expansión en Latinoamérica juega a favor de su generación de caja, aunque habría que estar pendiente de que pueda mantener su política de altos dividendos durante los próximos años.
Santander: aunque hay que tener en cuenta el riesgo regulatorio y que puede estar
a merced de la volatilidad. Invertiríamos menos.

Dividendos de financieras, ¿en acciones o líquido?
Todos los valores del sector financiero cotizado en el Ibex 35 ofrecen al inversor cobrar su retribución en dinero líquido o canjeándolo por acciones. Los inversores de estos valores se encuentran frente a una disyuntiva cuya mejor respuesta depende del perfil del accionista. Así, por ejemplo, Estela Huertas comenta que “fiscalmente es más interesante reinvertir en acciones que cobrar el líquido, puesto que la reinversión es por el bruto y la liquidación tiene una retención del 21% en el caso de títulos españoles. Aunque, si se es m ás conservador, lo normal es liquidar, ya que, de esta forma no aumentas la exposición y por tanto el riesgo en el mercado”.
Además, ante un presente incierto en la cotización de las financieras, Damián Querol recomienda “cobrarlo en cash porque la situación en el sector bancario es compleja y seguirá penalizado durante 3 ó 4 meses por regulaciones, Basilea IIII y el riesgo periférico”. No obstante, el experto apunta a que “los precios son atractivos, por lo que, una vez que las cosas se vayan calmando, podríamos tomar posiciones en acciones poco a poco”.

Si desea leer el artículo completo y consultar el resto de recomendaciones de los expertos, suscríbaseAQUÍ