La entidad bancaria germana Commerzbank ha batido todas las previsiones al salir airoso del ejercicio 2010, durante el cual dejó de lado los números rojos.

Commerzbank registró un beneficio 257 millones de euros en el cuarto trimestre de 2010, frente a las pérdidas de 1.860 millones obtenidos en el mismo periodo del año anterior.

Estos resultados están por encima de las previsiones de los analistas con esperaban un beneficio de 169 millones de euros.

Con todo ello, la entidad dijo que comenzará a repagar el rescate que recibió del Gobierno alemán gracias a que un rebote en la economía germana levantó las utilidades en sus negocios principales, incluida su banca de inversión. "Haremos todo lo posible para asegurar que el Gobierno alemán concluya sus medidas de apoyo en una nota positiva", dijo el miércoles en un comunicado el presidente ejecutivo de la firma, Martin Blessing, luego de que esta reportó resultados financieros en el 2010 mejores que los previstos.