Cintra, filial de autopistas de Ferrovial, ratificó hoy en junta extraordinaria de accionistas su fusión con la matriz para crear un nuevo grupo de promoción y gestión de infraestructuras que comenzará a cotizar como nueva compañía integrada el próximo 7 de diciembre.
El presidente de ambas compañías, Rafael del Pino, llamó a los accionistas minoritarios de Cintra a "seguir siendo un pilar decisivo en la nueva etapa".

Asimismo, el consejero delegado de Cintra, en la que Ferrovial ya controla el 66,8% del capital, Enrique Díaz-Rato, dio la "bienvenida" a los accionistas de Cintra "a un nuevo líder mundial de gestión de infraestructuras".

La integración, ya aprobada en la correspondiente junta de Ferrovial, queda ahora pendiente del preceptivo plazo de eventual alegación de proveedores e instrucción en el Registro Mercantil.

La operación se materializará mediante el canje de cuatro acciones de Cintra por cada título de Ferrovial, intercambio que arroja una prima del 1,8% en virtud de las cotizaciones a cierre de la sesión de bolsa de ayer miércoles (Cintra concluyó en 8,10 euros y Ferrovial en 22,01 euros).

La revalorización de las acciones de las dos compañías desde que el pasado 30 de julio anunciaron la fusión constituye, según Del Pino, un indicador de lo favorable del canje de títulos propuestos.

En su intervención ante los socios, el presidente defendió que con la fusión buscan crear una gran plataforma de crecimiento, con más fácil acceso a los mercados de capitales y más eficiencia en la gestión de los flujos de caja.

Asimismo, Del Pino insistió en que la nueva Ferrovial se centrará en proyectos de infraestructuras que supongan su desarrollo desde el principio (desde su diseño y ejecución hasta su explotación), por considerar que constituye un "elemento diferenciador" respecto a los competidores.

Según sus datos, la integración dará lugar a una Ferrovial presente en 49 países, con 107.000 empleados, una capitalización bursátil de unos 6.000 millones de euros, activos por valor de 48.200 millones y una deuda neta total consolidada de 24.112 millones.

"La integración de ambas compañías constituye la mejor manera de adaptarnos a los cambios producidos en el entorno competitivo y así dar respuesta a los retos que se plantean en el desarrollo futuro del sector de infraestructuras, dando lugar a un nuevo grupo cuyo valor será mayor que la suma de las partes", resumió Díaz-Rato, que continuará como consejero delegado de la Cintra integrada en Ferrovial.