El consejero delegado de Prisa, Juan Luis Cebrián, aseguró hoy que "2007 ha comenzado con buenos augurios en todas nuestras ramas de actividad", por lo que, "esperamos que el resultado de explotación de la compañía -si los resultados no cambian- vuelva a crecer nuevamente en dos dígitos".
Cebrián hizo este anuncio en su intervención ante la Junta General de Accionistas de Prisa, en la que recordó que, durante el ejercicio pasado, Prisa obtuvo un beneficio neto atribuido de 228,9 millones de euros, el 49,8% más que en 2005. Los ingresos de explotación crecieron el 89,6%, hasta 2.811,8 millones de euros, lo que facilitó una mejora del 69% en el resultado bruto de explotación o EBITDA (antes de impuestos, amortizaciones y gastos financieros), que llegó a los 531,5 millones. Estos resultados permitirán que Prisa reparta un dividendo bruto de 0,16 euros por acción, subrayó el presidente de este grupo de comunicación, Jesús de Polanco.