Las bonificaciones percibidas durante los últimos años por las empleadores por contratar a determinados trabajadores han supuesto un recorte anual medio de entre 0,7 puntos y 1 punto en las cotizaciones que pagan los empresas a la Seguridad Social, según cálculos de CC.OO., que critica que la CEOE no haya hecho referencia a esto cuando habla de rebajar las cuotas empresariales al sistema.