La hoja de ruta para la reestructuración del sistema financiero español que el Gobierno ha presentado al Partido Popular y a otros grupos de la oposición plantea que el fondo para ayudar a las entidades con problemas pueda movilizar hasta 99.000 millones de euros de recursos públicos, según informaron fuentes parlamentarias.
La idea del Gobierno parte por un lado, de una dotación inicial para el fondo de 9.000 millones de euros con cargo al Tesoro, y por otro lado, de una capacidad de endeudamiento de hasta diez veces dicho importe, lo que arrojaría otros 90.000 millones y eleva el total de recursos públicos disponibles a casi 100.000 millones de euros.

Sin embargo, todas las fuerzas consultadas aseguran que la negociación se ha interrumpido como consecuencia de las elecciones europeas del próximo domingo, y que el Ejecutivo no ha presentado "nada tan avanzado como un borrador de real decreto". En algunos casos, como en el de ERC, los contactos no han pasado de la fase inicial.

En este sentido, el portavoz económico del PP, Cristóbal Montoro, reveló que los contactos entre el Gobierno y su formación se han limitado a un cruce de cartas entre el Ejecutivo y el presidente del PP, Mariano Rajoy, que tuvo lugar antes del Debate sobre el estado de la Nación del pasado 12 de mayo. "Todavía estamos esperando que contesten a nuestras propuestas", aseguró el responsable económico popular.

LLAMADA DE SALGADO TRAS EL 7-J

Durante una rueda de prensa para valorar los datos del paro de mayo, Montoro aseguró que las reclamaciones de su formación se basan en la "preocupación" que pymes y autónomos les están trasladando por su asfixia financiera. "Hay que sanear las tuberías de las cajas con el objetivo de que fluya el crédito a los emprendedores", recalcó.

Según el dirigente popular, la reordenación del sistema bancario afectará fundamentalmente a las cajas y costará "muchos miles de millones de euros", y reprochó a la vicepresidenta económica del Gobierno, Elena Salgado, que sólo tenga la "vista puesta" en la cita electoral de este domingo. "Yo creo que el lunes o el martes ya cogerá el teléfono", afirmó.

EL PP ACTUARÁ "CON RESPONSABILIDAD"

Para Montoro, que aseguró que su formación actuará "con responsabilidad" en esta cuestión, la reestructuración del sistema financiero es "un buen marrón" para cuya solución eludió poner fecha, si bien recalcó que "la situación está que arde".

En cualquier caso, desde el Gobierno se reitera que el diseño de esta hoja de ruta sigue escrupulosamente lo pactado por el Congreso de los Diputados a través de varias iniciativas de formaciones como el PP, CiU o incluso UPyD, en lo referente a los objetivos de la reestructuración de facilitar el crédito con el mínimo aporte de recursos públicos.