Caja Madrid y Parques Reunidos firmaron hoy el acuerdo de alquiler y gestión por 15 años del parque temático madrileño de naturaleza Faunia, en el que la entidad está presente como socio mayoritario desde su creación en 2001, y por el que el grupo de ocio deberá abonar 1 millón de euros anual. Parques Reunidos pasará de esta forma a gestionar el parque en el plazo aproximado de un mes, una vez que la Comisión Nacional de la Competencia haya dado el visto bueno, según explicaron a Efe fuentes de la caja. Además del millón de euros fijo, revisable según el IPC, que el grupo de ocio deberá abonar a la entidad, Parques Reunidos deberá sumar unas inversiones mínimas de otro millón de euros al año para mantenimiento y renovación de las instalaciones de Faunia, parque propiedad de la caja en un 86,27% por ciento.